domingo, 9 de diciembre de 2018

-A-

-ABDUCCIÓN-
Según el filósofo estadounidense Charles S. Peir­ce, se trataría de un mecanis­mo ins­tintivo que nos hace des­car­tar una mul­titud de posibili­dades explicativas y quedarnos con unas pocas que siem­pre suelen ser las inte­re­san­tes.
Un ejem­plo de en qué consiste la abducción puede ser el siguien­te: si es­ta­mos ju­gan­do al aje­drez, en un mo­mento dado las posibles jugadas pueden ser in­nu­­me­­ra­bles. Sin em­bargo solo conside­ra­mos unas pocas po­sibilidades y des­car­ta­mos las demás sin planteárnoslas ni siquiera. En decir, tenemos en cuen­ta unas pocas hipótesis de juego en cada mo­mento. A la hora de elaborar hipótesis fun­cio­na­ría un mecanismo similar.

-ABSOLUTIS­MO-
Forma de go­bierno en la que no hay sepa­ració­n de poderes y un indi­vi­duo (un rey o reina) detenta todo el poder.

-ABSTRACCIÓN-ABSTRACTO-
La abstracción es el proceso mediante el cual el entendimiento separa las cualidades o partes de un objeto para considerarlas por separado, o para descubrir su esencia (buscando lo común a experiencias u objetos diversos).
***
El término abstracción (aphairesis) fue empleado ya por Aristóteles para designar a la capacidad de pensar las figuras geométricas con independencia de las cosas físicas en las que se encuentran realizadas.
Los seguidores medievales de Aristóteles emplearon el término abstracción para referirse al proceso por el que el entendimiento separa las cualidades de la imagen de un objeto, para quedarse con su forma sustancial, su esencia.
Así, para Tomás de Aquino la abstracción consiste en un procedimiento a través del cual el entendimiento agente saca de la imagen sensible la esencia de las cosas, lo que en ellas hay de universal, desechando la materia signada. Este universal es imprimido sobre el entendimiento paciente, el cual, que es potencialmente cualquier universal, se vuelve en acto un universal determinado. A este entendimiento en acto se le denomina especie inteligible impresa, y también verbum mentis o concepto.

-ACCIDENTE-FORMA ACCIDENTAL-
Son conceptos creados por Aristóteles, quien denomina formas accidentales o accidentes a las formas que van agregadas a una sustancia, que van, por decirlo así, insertadas en una sustancia, y que son las que determinan las propiedades, cualidades, cantidades o relaciones de esa sustancia (tales como el color, el olor, el tamaño, etc.).

-ACCIÓN/CONDUCTA MORAL-
Es aquel tipo de conducta libre, que se hace siguiendo normas o valores que son asumidos en conciencia y funcionan como fin último o como instancia última de decisión.

-ACTO-SER EN ACTO-
Ser en acto quiere decir ser plenamente, ser ya, ser ahora. Así, por ejemplo, estoy disfrutando de una comida ahora mismo (en acto), y soy (en acto) un determinado hombre adulto.
***
«Ser en acto» es la traducción que hizo el pensamiento medieval de dos términos aristotélicos: enérgeia (que designa a un movimiento o cambio que se está produciendo ahora), y entelékheia (que significa que algo es ahora, es ya algo).
Ser en acto aparece en la escolástica como contrapuesto a ser en potencia, que significa tener la capacidad para ser pero no ser todavía (por ejemplo, una bellota es un encina en potencia).

-ACTO PURO-
En la terminología aristotélica y tomista acto puro es aquel modo de ser en acto que, al mismo tiempo, no es nada en potencia. Toda sustancia física, hecha de materia, puede cambiar. Por eso toda sustancia física, aun siendo algo en acto, es, al mismo tiempo, algo en potencia. Solo Dios (solo el Primer Motor Inmóvil), por no estar constituido de materia, es acto puro.

-ACUL­TURA­CIÓN-
Proceso a tra­vés del cual una cultura asi­mila rasgos culturales pro­pios de otra cultura con la que ha entrado en contacto.

-ADECUACIÓN-
La adecuación es uno de los modos fundamentales de concebir la verdad; consiste en la concordancia de lo pensado con la realidad, o, dicho de otro modo, de los juicios construidos por el entendimiento (y expresados mediante proposiciones) con la realidad que pretenden describir esos juicios.
Así, la proposición «Hay una encina delante de mi ventana», será verdadera si efectivamente existe una encina delante de mi ventana.

-AGNOSTICISMO-
Es la doctrina que sostiene que a Dios no puede conocérsele de ningún modo, y no podemos saber ni siquiera si exis­te o no.

-ALDEA GLOBAL-
Esta expresión fue empleada por Marshall McLuhan para describir la nueva situación creada por el despliegue de los medios de comunicación electrónica que permitían la comunicación casi instantánea entre las partes más distantes del planeta.

-ALETHEIA-
Alétheia es un término griego que se traduce usualmente al español como «verdad».
***
No obstante, el término alétheia es una composición a partir de «a» (que en griego significa no, o in), y de «léthe» (que en griego significa oculto u olvidado). Por lo que la traducción literal de alétheia debería ser «no‑oculto», o «no‑olvidado». También valdría «des­ve­lado», traducción que suena menos forzada en nues­tra lengua. En la poesía y el lenguaje oracular más antiguo alé­theia tenía un significado similar al de mne­mo­sy­né (me­moria), ambas expresiones entran en un sis­tema de oposiciones frente a léthe (olvido, ocul­ta­mien­to). Pero alétheia aparece, también, como lo opuesto a apaté (lo aparente), en unos casos; como lo opuesto a pseudés (lo falso), en otros; y como lo opues­to a doxa (opinión), en otros

-ALIENADO-ALIENACIÓN-
Alienado signi­fica enajenado, extraña­do. También se emplea con el significado de loco. Una persona alienada es aquella que no es dueña de sí, de su ser, de su vida. Aquella cuya vida, cuya mente, cuyos pensamientos, han sido puestos al servicio de intereses ajenos.
***
En filoso­fía es un término populariza­do por Hegel, y sus discípu­los, y críticos, Feuerbach y Marx.
Para Hegel la autentica realidad es el espíritu, que es libre y dinámico, por lo que, para él la alienación se produce cada vez que el espí­ritu cristaliza en cosa, en naturaleza.
Feuerbach consi­dera que es el hombre el que se aliena al crear a Dios, y poner la auténtica re­a­­lidad en Dios, esto es, en algo fuera del hombre mismo.
Marx considera que la alienación va indisolu­blemente unida a la aparición de las clases socia­les, que condena a los trabajado­res a una cuádruple alienación con respecto a: (1) El producto de su trabajo (que se convierte en capital de otros). (2) Su propia actividad (dado que su trabajo es de­ci­dido por otros y su producto apropia­do por otros). (3) La naturaleza (que aparece parce­lada, repartida en propieda­des pri­vadas). (4) Los otros hombres (que aparecen como exploradores o como competi­dores, en lugar de socios soli­da­rios).

-ALMA-
En general con el término alma se designa a una sustancia de naturaleza espiritual que, unida al cuerpo, constituiría al ser humano.
***
En el mundo griego arcaico se denominaba psikhé (alma) a al­go del hombre que permanecería después de morir para habitar en el Hades. Pero no entendían tal alma como algo estricta­mente espiritual, al margen de lo físico. El alma era concebida más bien, como la «imagen», la «figura» (in­clui­das sus características sen­si­bles) del indivi­duo, que permanecería tras su muerte.
El orfismo introduce en Grecia la idea de un alma que es inmortal, y que se reencarna tras la muerte del cuerpo. Esta idea pasa a los pitagóricos, que consideran que el ser humano es un compuesto de una parte terrestre, el cuerpo, y una parte celeste, el alma, que es inmortal y se reencarna tras la muerte de cuerpo, con el objetivo final de regresar a lo zona celeste a la que pertenece.
Para Platón, siguiendo a los pitagóricos, considera que el ser humano posee una alma inmortal que se reencarna tras la muerte del cuerpo. Según Platón el alma poseería tres partes con una función cada una: (1) La parte racional, constituida por el entendimiento, donde reside la capacidad de conocimiento intelectual o racional. (2) La parte volitiva, donde reside la voluntad. (3) La parte apetitiva, donde residen los deseos
Para Aristóteles el alma es la forma sustancial de los seres vivos. Hay tres tipos de almas: (1) Vegetativas, pro­pias de los vegetales, que tienen las capacidades de crecimiento, nutrición y reproducción. (2) Sensitivas, propias de los animales, que incluyen las funciones de las vegetativas y además tienen las capacidades de conocimiento sen­si­ble, de apetecer lo conocido y de desplazarse para obtener lo apetecido. (3) Racionales, propias de los seres humanos, que incluyen las funciones de las almas sensitivas y además tienen las capacidades de conocimiento racional y voluntad libre.
Para Descartes el alma, a la que también llama «yo» o «sustancia pensante», es una sustancia espiritual (es decir, no extensa, o, lo que es lo mismo, no corporal) cuya esencia consiste en pensar. El alma constituye uno de los tres tipos de sustancias (los otros dos serán el «mundo» o «sustancia extensa» y «Dios» o «sustancia infinita»).
Para Kant el alma es una de las Ideas de la razón, junto con el mundo y Dios. La idea de alma surge como consecuencia de que la razón busca lo incondicionado. El alma es la síntesis última de toda experiencia interna. Una vez surgida la razón tiende a tratarla como un objeto de experiencia, aplicándole categorías, tales como la categoría de sustancia. Pero el alma no es un objeto de experiencia, por lo que la aplicación de categorías del entendimiento allí donde esta aplicación no es correcta da origen paralogismos. El alma, no obstante, tiene una doble función en el sistema kantiano: dentro del campo del conocimiento sirve como una idea reguladora, que permite ordenar la experiencia, para así posibilitarla. Dentro del campo de la moral, el alma es un postulado moral, es decir, una condición que hace posible que la moral se dé. Pues, solo si los individuos poseen un alma podremos afirmar que hay algo en ellos no sometido al mundo de la experiencia -no sometido, por lo tanto, a las relaciones de causa–efecto-. Y solo si hay algo no sometido a relaciones causa-efecto en los individuos pueden estos ser libres, que es una condición indispensable para que haya acciones morales.

-ALTRUISMO-
El altruismo es una actitud que consiste en defender, de manera voluntaria, el interés de los demás, aun a costa del propio. O en anteponer, voluntariamente, los intereses de los demás a los propios. Altruismo se contrapone a egoísmo. (Ejemplo de uso del término altruista: «María es una persona altruista, siempre está dispuesta a ayudar a los demás, no como su hermana, que es una egoísta, siempre está pensando en sí misma»).
El altruismo es puesto a veces como base, como fundamento, de la conducta moral.

-ANARQUISMO-
El anarquismo es una ideología política caracterizada, en general, porque lucha contra las de­sigualdades económicas, contra el Estado y toda forma cen­tralizada de poder.
Dentro del movi­miento anarquista se pueden distinguir a su vez dos grandes corrientes: (1) El anarquismo individualista: cuyo objeti­vo es buscar la máxima li­bertad individual, frente a cualquier tipo de restricción de esta, ya sea política, religiosa o moral. (2) El anarquismo colectivista: que difiere del  anterior en que conside­ran al hombre un ser emi­nen­te­mente social, cuya liberación no puede venir si no es a través de la lucha colectiva. Pretenden sus­tituir la organiza­ción estatal por una confederación libre de comunidades rurales y urbanas.

-ANTIUTOPÍA-
Una antiutopía es una utopía negativa, el reverso de una utopía. Es, por lo tanto, la descripción de un mundo, descontex­tualizado en el espacio y en el tiempo, en el que aparece con toda su crudeza a dónde pueden conducirnos algunas tendencias políti­cas negativas. Tal sucede en Un mundo feliz de Huxley, o en 1984 de Orwell.

-ANTROPOCENTRISMO-
El antropocentrismo es la doctrina que hace del ser humano el centro o el fin de cualquier tipo de proceso. En particular, toda doctrina que toma como punto de partida la suposición de que la naturaleza, a partir de un proceso evolutivo, tenía como fin la produc­ción de seres humanos. O bien, todo intento de explicar los fenómenos natura­les tomando la natura­leza humana como mode­lo.

-ANTROPOGÉNESIS-
El término antropogénesis procede de anthropos (= hombre, ser humano) y génesis (generación, origen), y hace referencia al proceso que da origen a la especie humana.

-ANTROPOLOGÍA-ANTROPOLOGÍA FILOSÓFICA-


-APARIENCIA-APARENTE-
En la filosofía y en la ciencia es habitual emplear el término apariencia para designar a aquello que no posee realidad plena, a aquello que pareciendo real no lo es.
Por lo general se identifica la apariencia con la realidad tal como se nos muestra en la vida cotidiana, con el mundo de la experiencia cotidiana, tal como es captado a través de los sentidos y sensaciones. Mientras que la realidad plena sería aquella a la que se accede a través de la razón (y que constituiría el auténtico objeto de estudio de la filosofía o de la ciencia).
Así por ejemplo la experiencia cotidiana nos muestra que el Sol gira en torno a la Tierra. La ciencia, con el empleo de la razón, nos desvela que eso es una apariencia que se explica por el lugar que ocupamos como observadores.
La distinción realidad apariencia surge en la filosofía a partir de la obra de Zenón de Elea, y, sobre todo, de Platón, que identifica el mundo real con el mundo captado a través del entendimiento -el mundo real es el objeto de la razón-; mientras que el mundo captado a través de los sentidos sería un mundo aparente.

-A PRIORI-A POSTERIORI-
La expresión a priori significa «anterior a». En filosofía se emplea para referirse a aquello que es anterior a la experiencia.
En la teoría del conocimien­to kantiana con esta expresión se refiere a aquellos elementos que forman parte del proceso de conocer pero que no provienen de la experiencia sino que forman parte del psiquismo humano, son puestos por el sujeto, para organizar la experiencia. Tales elementos son, según Kant, el espacio, el tiempo, y las categorías.
La expresión a posteriori significa «posterior a». En filosofía se emplea para referirse a aquello que es posterior a la expe­rien­cia, que proviene de la experiencia.
En la teoría del conocimiento kantiana se usa esta expresión para referirse a las impresiones (colores, olores, texturas, etc.) que nos llegan a través de los sentidos.

-APOROFOBIA-
El término aporofobia fue acuñado por la filósofa española Adela Cortina para designar el miedo o rechazo hacia los pobres. Proviene del griego áporos (= sin recursos, pobre) y fobos (= miedo, fobia).

-APTO-
En general el término apto hace referencia a que tiene la capacidad para hacer algo.
Dentro de la teoría de la evolución significa adaptado a un determinado medio, que tiene las características idóneas para sobrevivir en un determinado medio.

-ÁRBOL FILOGENÉTICO-
Un árbol filogenético s una representación esquemática, en forma de árbol, de la evolución de las especies de seres vivos en la que se muestra cómo se van originando las distintas especies a partir de un antecesor común.

-ARETÉ-
Areté es es un término griego que puede ser traducido por virtud o excelencia.
***
En los polis de la Grecia arcaica los nobles se atribuían la posesión innata de la areté, lo que les dotaría de cualidades tales como el valor, la capacidad para el mando, la oratoria, la belleza, que facilita la obtención del éxito en sus empresas. La posesión de la areté convertiría a los nobles en seres humanos superiores, lo que les daría el derecho a gobernar a los demás. (Aristocracia significa literalmente «gobierno de los mejores»).
Posteriormente, con el triun­fo de la democracia, surge un con­cepto de virtud distinto: su finalidad sigue siendo el éxito, pero, ahora se considera que la virtud está al alcance de todos los ciudadanos y puede ser en­se­ñada a través de un proceso de educa­ción o for­ma­ción (paideia). A esto se dedican los sofistas que se presentan a sí mismos como «maestros de virtud».

-ARGUMENTO-ARGUMENTACIÓN-
En lógica el término argumentación se emplea para denominar a un tipo de discurso escrito o hablado en el que a partir de unos enunciados dados se pretende llegar a una conclusión. «Argumentación», «demostración» y «razonamiento» suelen emplearse con sentidos similares.
En general todo «texto», toda «narración», en la que se van encadenando ideas o situaciones hasta llegar a una conclusión.

-ARGUMENTO ONTOLÓGICO-
Es un argumento elaborado por Anselmo de Canterbury que pretende demostrar racionalmente la existencia de Dios a partir de su esencia.
Resumiendo, el argumento dice lo siguiente: Dios es definido como el ser mayor (con más perfecciones) que podamos pensar. Una vez aceptada esta definición de Dios (de lo contrario no estamos hablando del Dios cristiano) hay que aceptar que Dios existe, pues, si la existencia no está incluida entre sus perfecciones, podremos pensar en un ser mayor, uno que incluya la existencia, y que, por la definición dada, será Dios.

ARGUMENTOS A PRIORI:
Son aquellos que son previos a la experiencia, que no necesitan de la experiencia. Por lo general, cuando hablamos de argumentos a priori nos estamos refiriendo a aquel tipo de argumentos que tratan de demostrar la existencia de Dios a partir de su mera definición.

-ARGUMENTOS A POSTERIORI-
Se denomina así a aquel tipo de argumentos que pretenden demostrar que Dios existe partiendo de algún dato de la experiencia (a posteriori indica que son posteriores a la experiencia) y remontándose, causa tras causa, hasta la causa primera, que sería Dios.

-ARISTOCRACIA-
Es un tipo de gobierno y organización social en el que el poder está en manos de la nobleza.
El término aristocracia procede del griego y significa «gobierno de los mejores» (de aristos = el mejor, el que posee la areté, la virtud; y kratos = gobierno).
***
Platón clasifica las formas de gobierno en cinco tipos que, de mejor a peor, serían los siguientes: aristocracia, timocracia, oligarquía, tiranía, democracia y tiranía. Según la terminología platónica la aristocracia es el gobierno de los mejores, de los más justos y sabios; esto es, de los virtuosos. Pero como nada nacido es eterno la aristocracia acabará degenerando tarde o temprano. Las causas de esta degeneración hay que buscarlas, sobre todo, en una mala elección de los que han de gobernar. De modo que, en lugar de ser educados en el conocimiento de las Ideas y la dialéctica, prestarán atención prioritaria a otros aspectos, como la gimnástica. Los nuevos gobernantes, que ya no estarán correctamente formados, se aliarán con los guerreros para someter al pueblo y desproveerlo de sus propiedades, dando origen así a la timocracia.
Aristóteles emplea el término aristocracia para designar a aquel régimen político en el que gobiernan la minoría (de los mejores o que buscan lo mejor) atendiendo al bien común.
Para Maquiavelo la aristocracia surge cuando los más ricos, justos y nobles se sublevan ante la tiranía y se hacen con el poder. La aristocracia degenera en oligarquía cuando los sucesores de los aristócratas dejan de lado la virtud y se mueven por sus ambiciones personales.
Según la terminología empleada por Rous­seau, la aristocracia es el tipo de gobierno en el que el poder ejecutivo, esto es, el gobierno, está en manos de un número limitado de individuos que componen el cuerpo político. La aristo­cracia puede ser: (1) Natural: Cuando los miembros de la aristo­cracia lo son en función de alguna cualidad natural: edad, experiencia. (2) Electiva: Cuando los miembros del gobier­no son elegidos por los integrantes del cuerpo político. (3) Hereditaria: Cuando los miembros del gobierno lo son por sucesión familiar.

-ARKHÉ-
Es un término griego que significa origen, principio.
***
En la filosofía presocrática se emplea este término para referirse al fondo (al sustrato, al origen), de donde procede la totalidad de las cosas múltiples y cambiantes que aparecen ante nosotros. Para algunos de estos pensadores este arkhé es el agua, para otros el aire, algo indeterminado, el ser, los números, átomos, etcétera.

-ARTE-OBRA DE ARTE-
El término español «arte» procede del latín ars, que traduce el griego tékhne. Ambos términos designan a un saber orientado a la producción de objetos siguiendo pautas (un saber hacer).
En el mundo moderno aparece un nuevo concepto de arte, que puede ser definido como: (1) Un tipo de acción orientada a la producción de aquel tipo de objetos que puedan suscitar una experiencia estética. (2) Cualquier tipo de objetos produci­dos por el hombre en tanto puedan suscitar una experien­cia estética (obra de arte).
***
Platón emplea el término arte (tékhne) para designar a una habilidad una destreza, una técnica, para desarrollar algo. Incluye bajo este término tanto ciertas habilidades intelectuales como manuales. Así son artes: (1) La dialéctica, esto es, la forma suprema del conocimiento. (2) Las artes orientadas a la producción y satisfacción de las necesidades inmediatas (alfarería, zapatería, arte de navegar, etc.). (3) Finalmente, aque­llas que tratan de las entidades matemáticas y de aquello que está estructurado según un orden ma­te­mático (la geometría, la astronomía e, incluso, la música). Tales artes emplean la razón discursiva, por lo que son inferiores a la ciencia (a la dialéctica), que tiene por objeto a las Ideas, pero son superiores a la mera opi­nión, que tiene por objeto al mundo sensible.
En la terminología aristotélica la tékhne o arte es entendida como un tipo de conocimiento, y como una virtud. (1) Como tipo de conocimiento el arte consiste en la aplicación de la razón para producir objetos, para hacer cosas. Así, por ejemplo, cuando un zapatero hace zapatos siguiendo ciertas reglas que se aplican sistemáticamente a uno, otro y otro, zapato, está haciendo uso de la tékhne. El arte es un conocimiento superior a la mera experiencia, pues es conocimiento de lo universal. Pero no es conocimiento necesario ni de lo necesario. (2) Como virtud el arte consiste en el hábito, la costumbre, de usar la razón para producir cosas.
En la Edad Media se hacía una distinción entre artes libera­les y artes mecánicas. Las artes liberales serían aquellas para cuya elaboración cumple un papel decisivo el entendi­miento. Las artes liberales incluían tri­vium: gramáti­ca, retórica y dialéctica, y el cuadri­vium: aritmética, geometría, música y astrono­mía. Las artes serviles o mecáni­cas serían aquellas en las que para su elabora­ción lo fundamental es el trabajo manual.
Stuart Mill (filósofo inglés del siglo XIX) reserva el término arte para designar a aquel tipo de saberes que proponen fines para nuestra conducta. Es decir, que tratan, no de lo que hay, de los hechos (tarea encomendada a la ciencia) sino de lo que queremos o deseamos que haya.

-ASERTIVIDAD - ASERTIVO-
La asertividad es un tipo de comunicación caracterizada porque el individuo manifiesta sus opiniones con claridad y firmeza. Una persona asertiva será, por lo tanto, aquella que manifiesta sus opiniones de modo claro y firme.
La comunicación asertiva constituye el punto medio entre la agresiva y la sumisa. Una comunicación agresiva es aquella en la que el individuo trata de imponer sus opiniones. Una forma de comunicación sumisa es aquella en la que el individuo, ya sea por temor o debilidad de carácter, acata lo que le dicen de manera pasiva.

-ATARAXIA-
Ataraxia es un término de origen griego que significa impasibilidad o imperturbabilidad. Para la filosofía moral helenísti­ca la ataraxia era el estado ideal que todo hombre sabio debía aspirar a conse­guir; y por tal estado entendían la ausencia total de perturbación del alma o mente.

-ATEÍSMO-
Doctrina que niega la existencia de Dios (que niega que haya Dios).

-ÁTOMO-
Término de origen griego, procedente de atoma, que significa «indivisible».
***
Este término fue introducido en la filosofía por Leucipo y su discípulo Demócrito de Abdera, para designar a las partículas últimas e indivisibles que, se­gún ellos, constituyen los arkhai, esto es, los principios, de todas las cosas. Además de indivisibles, tales átomos son eternos, inmutables y simples. Al unirse y separarse unos de otros dan origen a las cosas y a sus cambios. Los áto­mos tienen, además, formas variadas que son las responsables de las diferencias cualitativas que observamos en las cosas.
La primera teoría atómica moderna fue elaborada por Dalton, en 1803.
Thomson (1856-1940) se imaginó que el átomo debía de consistir en una esfera sólida de carga positiva que llevara incrusta­dos en su interior a los electrones (algo así como en un pastel de pasas).
Rutherford postuló que el átomo es­taba compuesto como un sistema solar en miniatura en el que la masa y la car­ga positiva estaban concentradas en el núcleo (compuesto de protones con car­ga positiva y masa, y neutrones, sin carga pero con masa), girando en tor­no al cual  se moverían los electrones cargados negativa­mente.
Niels Bohr (1885-1962), propuso un modelo de átomo sobre el cual se va a sustentar la concepción cuántica del átomo. Este modelo se caracteriza por: (1) Un electrón solo puede girar en unas órbitas determina­das (llamadas ór­bitas estacio­narias) y mientras se encuentra en ellas no emite ni absorbe ener­gía. (2) Cuanto más alejadas del núcleo están las órbitas (más externas son) más energía poseen. (3) Cuando el electrón salta de una órbita más externa a una más interna emite energía en forma de radiación. Cuando salta de una interior a una exterior absorbe energía. Dado que solo pueden existir unas órbitas determi­nadas la emisión o absorción de energía solo puede producirse en unas cantidades determi­nadas.

-AUTARQUÍA-
El término autarquía procede del griego y significa autosuficiente, que se basta a sí mismo. La autarquía es defendida por algunos regímenes políticos como un ideal de organización del Estado: se trataría de que el Estado fuese autosufiente, de modo que pudiese producir todo lo necesario para no depender de ningún otro país o Estado.

-AUTOCRACIA-
Una autocracia es un tipo de gobierno en el que una sola persona gobierna sin ningún tipo de límites. Una dictadura o una monarquía absoluta serían distintos tipos de autocracia.

-AUTÓNOMO-AUTONOMÍA MORAL-AUTONOMÍA RACIONAL-
Autónomo significa que actúa por sí mismo, que se vale por sí mismo.
Una ética autónoma es aquella que parte de que el individuo se da sí mismo la norma de conducta, que el individuo se gobierna a sí mismo.
***
Kant defiende la autonomía moral partiendo de que todo ser humano posee la capacidad de razonar y por lo tanto de descubrir por sí mismo, mediante el uso de la razón, la ley moral por la que regir su propia vida.
Kant contrapone las éticas autónomas a las éticas heterónomas.
Éticas heterónomas son aquellas en las que el individuo dependería de algo externo a sí mismo para establecer las normas de conducta.
Por ejemplo, una ética que considera que el fin último es llevar una vida placentera sería heterónoma, porque el individuo necesita de algo externo a sí mismo para alcanzar ese fin. Del mismo modo, una ética de carácter religioso, que considera que la conducta moralmente correcta es cumplir con las leyes divinas, sería heterónoma, porque el individuo somete su voluntad a algo externo a sí mismo: las leyes establecidas por Dios.

-AZAR-
Proceso que no sigue un orden, que no está predeterminado, que es fortuito.